lunes, 19 de septiembre de 2016

Zaragoza, Sevilla y Valencia, las mejores opciones para el próximo puente

La mejor receta para combatir la vuelta al curro es empezar a pensar en la próxima escapada. ¿Cuándo? Este año estamos de suerte: el 12 de octubre, día del Pilar y la Hispanidad, es miércoles… Y eso significa ¡puente!
Puente de Valencia, España
Uno de los puentes que cruzan el antiguo cauce del Turia, Valencia.

Ponte hoy mismo manos a la búsqueda y aprovecha las ofertas de fin de temporada para diseñar un viaje de esos que te devolverán a la oficina como nuevo y preparado para afrontar el largo invierno. Nuestra propuesta son 3 ciudades en las que disfrutar de verdad el Día de la Hispanidad. Asequibles y con una oferta de planes y propuestas para todas las edades y todos los gustos, las mejores opciones que hemos encontrado para vivir este puente al máximo son: Sevilla, Zaragoza y Valencia.


Eso sí, tendrás que hacer de tripas corazón con las multitudes porque estos días son los típicos en que las ciudades se ponen hasta arriba de visitantes… Pero, si sabes hacerte tu hueco, te aseguramos que te lo pasarás como nunca ;)

- Zaragoza y la Pilarica.

Muchos dirán que no hay peor día para visitar Zaragoza que durante las fiestas del Pilar. Bien, nosotros somos de la opinión contraria. Es cierto que se ha de ir mentalizado de que uno no va a ser precisamente el único que quiera celebrar el día grande de la capital aragonesa in situ, pero también es muy cierto que la ciudad luce como nunca de bonita en estas fechas, que su gente sabe vivir las fiestas como pocos y que el ambiente es impecable. Los precios de alojamiento, además, no suelen subir en exceso y las buenas conexiones -tanto por AVE como por avión o carretera- de Zaragoza con el resto de España hacen que sea un destino muy cómodo y económico en cualquier época del año, incluso en sus fiestas patronales.

Pasar la fiesta del Pilar en Zaragoza significa dormir poco, bailar mucho y reír más. También es sinónimo de buena gastronomía pues los restaurantes preparan especialidades para honrar a la patrona y sorprenden siempre a los comensales, ya sean habituales o visitantes esporádicos.

La plaza del Pilar es el gran punto de encuentro aunque, la verdad, encontrarse allí tiene su dificultad sobre todo en las horas clave del programa de fiestas. Pero, cuando el mogollón se disipa, es allí donde se concentran algunos de los monumentos más emblemáticos de la capital de Aragón: la Catedral o Seo, la Catedral de San Salvador, la Lonja y el Museo de los Tapices.
Basílica del Pilar, Zaragoza, España
La silueta de la Basílica del Pilar de Zaragoza se recorta contra el cielo en este precioso atardecer.
La zona de tapeo por excelencia en Zaragoza es El Tubo. Es la más económica y variada, aunque otros muchos lugares empiezan ya a hacerle sombra. Los restaurantes, bares y tabernas típicas en Zaragoza ofrecen todo tipo de raciones, con especial primacía de los embutidos y platos de carne como la chistorra al horno. También hay que probar los cardos en crema de almendras, el atún marinado de Casa Pedro, los sobrinos -mini solomillos- del Bar El Tío o el archifamoso e histórico jamón con chorreras de Casa Juanico, que es un rebozado de jamón con huevo duro dentro y queso de fundir.

El alojamiento en Zaragoza en estas fechas es lo más complicado de arreglar pues o se reserva con antelación o los hoteles suelen colgar el cartel de completo ya semanas antes. Una buena alternativa, si se puede elegir, es un hotel céntrico como el Vincci Zaragoza Zentro, que está a solo 13 minutos de la Basílica del Pilar, una distancia perfecta para poder disfrutar de cierta tranquilidad durante las fiestas sin renunciar a estar a un paso del bullicio.

- A Sevilla de puente y olé.

Un puente en Sevilla es una maravilla. Sobre todo si el puente es en octubre y ya no tenemos que sufrir los calores típicos del verano en la capital andaluza. Aunque con un par de días puedes ver y conocer lo imprescindible de Sevilla, es cierto que lo mejor es viajar con flexibilidad y poder estar, al menos 4 días y tomarlo con la calma que se merece esta capital de espíritu arrebatador.

El planteamiento del viaje es diferente al del que elija Zaragoza: las actividades del Día de la Hispanidad son escasas pero Sevilla siempre es una fiesta y hay mil planes alternativos para asegurar la diversión. Si viajas con niños, reserva con antelación tus pases para Isla Mágica y el Aquópolis porque te garantizarás una jornada entera de entretenimiento sin complicarte.

Si lo tuyo es una escapada romántica a Sevilla, los tablaos, los paseos por los jardines del parque de María Luisa, las cenas en alguna terraza del barrio de Santa Cruz, en los alrededores de la Catedral de Sevilla y en pleno corazón del que fue antiguamente su barrio judío…
Sevilla, España. Paseo turistas
Paseando por Sevilla en un tradicional coche de caballos.
Y, para los que viajan en grupo para celebrar el puente con los amigos, Sevilla es una auténtica bomba. El tapeo y la marcha nocturna de esta ciudad no cesa y menos en plena semana de cita con el rock and roll: 13, 14 y 15 de octubre en la Alameda de Hércules se celebra la edición 2016 del Monkey Week, con bandas de música de todo el territorio nacional, mercadillo y actividades complementarias de todo tipo.

Los imprescindibles, sobre todo si es la primera vez que visitas la ciudad, son la Giralda, el Alcázar, el Parque María Luisa, el Museo de Arte Contemporáneo, el barrio de Santa Cruz, la Maestranza, el barrio de Triana y las noches de Sevilla allí donde ellas te quieran llevar… Si quieres poder disfrutar de todo ello, lo mejor es un hotel en el centro histórico de la ciudad, como por ejemplo el Vincci La Rábida, el Petit Palace Santa Cruz o, en plan más económico, el Hostel One Sevilla Centro.

- Valencia siempre acierta.

Ciudad llena de vitalidad y dinamismo, con una larga historia y con hermosos parajes urbanos que muy pocas capitales en España pueden disfrutar. Valencia siempre acierta cuando te acoge y te lleva por sus calles hasta sus mercados llenos de aromas, sabores y colores típicos.

Cuando se te ofrece una paella al sol de septiembre en una terracita rodeado de ambiente animado o junto al mar. O cuando te conquista con sus noches interminables de copas y bailes hasta el amanecer. Valencia es una ciudad para pasar un puente divertido en familia y también para un viaje con los amigos.

En el primer caso, los niños tendrán sus propios espacios como la zona del Palacio de las Ciencias, donde también los mayores podemos disfrutar de actividades interesantes y planes curiosos que combinan el aprendizaje, el arte, la investigación y el aspecto más lúdico. Los jardines del Turia son una apuesta segura: un picnic y una tarde de juegos entre la sombra fresca de sus arboledas es un plan ideal para disfrutar de lo mejor de Valencia con niños y desde la tranquilidad.
Jardines del antiguo cauce del Turia, Valencia, España
Los jardines del antiguo cauce del Turia son un lugar perfecto para hacer deporte o ir de picnic.
Para ir en grupo, nada como lanzarse a las terrazas y volcarse en la gastronomía valenciana: paellas y todo tipo de arroces hacen la base de la cocina de esta capital del Levante español, platos que la han convertido en un referente internacional. Pero la gastronomía en Valencia ha dado un salto más allá y está apostando por mucha cocina de autor, muchos restaurantes experimentales y de cocinas del mundo realmente fascinantes. Las tapas son un clásico, eso sí, y es fundamental salir al menos un día de vermú y raciones con todo el grupo de amigos. Es un plan perfecto para el día después de haber salido por la zona de Carmen, por Ruzafa o por La Marina.


El alojamiento puede diferir en función de si viajas con niños o con amigos, pero hay opciones para todos los gustos y bolsillos. Por ejemplo, para moverse cómodamente por el centro y organizar una escapada en grupo de 3-4 días, reservar en el centro de Valencia es lo mejor para evitar luego andar alquilando coches o transporte público. Algunos hoteles en los barrios más de las afueras también son interesantes, sobre todo si viajas con coche propio y quieres ver algo más que el centro de la ciudad. Los más recomendables son Vincci Lys, Hotel Sorolla Centro o el NH Valencia Las Ciencias. El dato: Los precios de vuelos para el puente del Pilar suben en todas las compañías aéreas. Por ello conviene elegir rutas de escapadas en las que puedas tener alternativas de movilidad y transporte como es el caso de las tres que se han mencionado a las que, desde Madrid, se puede llegar tanto en coche, como en tren o en avión en menos de 2-3 horas.
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

No hay comentarios:

Publicar un comentario